Una vasta trayectoria une a Daniel Raffo al blues y quedó demostrado el sábado en La Trastienda.

La cita era en un lugar con tanto renombre como La Trastienda, y el motivo nos hacía pensar que no sería un sábado más en la noche porteña. Por eso al leer en los diarios que Daniel Raffo festejaba sus 30° aniversario al frente de su banda “King Size” enseguida confirmamos asistencia a la cita.  

El comienzo estuvo a cargo de la banda con un hermoso funk instrumental ante un recinto colmado en su totalidad. En ese momento Guido Venegoni (Voz), tomó el micrófono y presentó al señor Raffo. El público, cómplice desde siempre con él, lo recibió con un fuerte aplauso y una lluvia de fotos ante los primeros acordes de su guitarra.

Durante las dos horas de show se paseó sin problemas por el Blues, el Soul, el Funk y hasta por el Rock, ¡así como lo leen! llegó hasta el rock con su versatilidad caracterísitica. Desde una hermosa versión de “Rock People”, pasando por un “Play That Funky Music”, otra versión muy bien lograda de “Soul Man” y aterrizando en dos clásicos del rock como “Under My Thumb” Y “Hey Jude”. Las voces eran repartidas entre Sol Cabrera, Daniel Allevato, Martín Jakubowicz y Guido ; diferentes registros que se fueron adaptando a las interpretaciones vertidas sobre el escenario. La banda estable la completan Martín Munoa (Guitarra), Mauro Ceriello (Bajo), Juanito Moro (Batería), Nandu Aquista (Hammond) y la parte de vientos a cargo de Jorgelina Avigliano. 

Durante el show hubo tiempo para que Raffo hiciera de las suyas, pidió el silencio total del resto de los instrumentos para ejercer una especie de “caricia” sobre la guitarra logrando una sonoridad totalmente distinta con un sonido muy bajo pero agradable al oído.   

Pero la noche debía terminar, y el tema elegido para ese difícil momento  fue “Little Mae” de Johnyy Watson. Antes de despedirse, Daniel tomó el micrófono y agradeció uno por uno a todos los que habían aportado lo suyo para esta gran fiesta del blues; entre los presentes había familiares, amigos del barrio y hasta ex músicos de la banda, todos fueron mencionados por el músico. Hubo un aplauso final y el telón se cerró devolviendo a los espectadores a la realidad.

Después de 30 años de trayectoria la mística continúa intacta detrás del gran maestro del Blues.

Por: Jonathan Punos

Ph: Danila Romero

Agradecemos las acreditaciones a Diego Perri

 

 

Comentarios Via Facebook

comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here